Los medios «descubren» el ajo negro para occidente | Sylvana Cabrera

Más allá del mundo global en el cual vivimos, siempre hay lugar para la sorpresa y para descubrir cuanto falta por aprender de otras culturas. Este es el caso del ajo negro, que si bien era conocido y utilizado por algunos chefs, su importancia en la cocina y en la salud quedó bastante acotado al oriente, hasta que una nota en el New York Times lo puso a consideración de una gran audiencia.

Allá por el año 2008, una nota en la sección “Design and Living” en la cual señalaban sus bondades en la cocina y beneficios para la salud, lo transformaron en un producto gourmet muy codiciado a partir de ese momento.

Entre sus beneficios para la salud se indica que:

  • Importante antioxidante
  • Equilibra el colesterol
  • Lo mismo con los triglicéridos
  • Ayuda resistir la fatiga
  • De los 20 aminoácidos existentes contiene 18
  • Mejora la inmunidad

El ajo negro es originario de Japón , fue “descubierto” por un científico japonés que al tratar de atenuar el fuerte aroma del ajo, realizó un proceso de ahumado quedando negro, pero con un sabor y aroma mucho más leve. De allí en adelante comenzó a producirse en lugares oscuros y cerrados, haciendo rápidamente muy popular y utilizado en la gastronomía Japón, Corea, Vietnam y países vecinos.

Actualmente es muy utilizado por chefs de todo el mundo, su aroma es más leve del ajo tradicional al igual que su sabor. El ajo negro se logra colocando las cabezas de ajo enteras sin ningún aditivo ni agregado, solo ajos blancos, en un lugar o cámara sellada a igual temperatura y humedad durante 30 días. Se deja oxidar en una sala especial durante 45 días. En este proceso el ajo va modificando su color poco a poco hasta convertirse en el deseado y hoy reconocido, ajo negro.

El aspecto del ajo negro es casi que normal a primera vista con aspecto de seco o viejo, la abrirlo nos encontramos con un diente arrugado, con el sabor y el aroma del ajo tradicional, pero mucho menos intenso y con algo de sabor dulce.

La cantidad ideal para consumir es un mínimo de 1 a 3 dientes de ajos diarios repartidos a lo largo del día

La composición del ajo negro es:

Calorías 174kcal/100grs.
Agua 53,6grs/100grs
Proteína 8,3grs/100grs
Grasa 0,3grs/100grs
Azúcar 32,9grs/100grs
Fibras 3,3grs/100grs
Ceniza 1,6grs/100grs
Sodio 0,045grs/100grs
Vitamina B1 0,02mg/100grs

La gran ventaja en este caso, es que a pesar de consumirlo, nadie correrá lejos de nosotros.